Clásicos

Volvo P1800, la leyenda sueca

Una publicación en la redes sociales de Volvo despertó en mí, un interés por descubrir más a fondo un vehículo que veía como un boom en esta marca. Un coupé deportivo biplaza, el Volvo P1800, quizás el modelo que más emociones despertó, el más reconocido internacionalmente y con un gran éxito en los EE.UU. Planificado en Suecia, diseñado en Italia, y construido en Gran Bretaña.

El Volvo P1800 se dio a conocer en el Salón del Automóvil de Bruselas en 1960. La producción se inició un año después y llegó a los concesionarios después de cuatro años de planificación y cuidadoso desarrollo, permaneciendo en producción durante los próximos doce años. Desde el punto de vista comercial jugó tal vez un papel marginal para la empresa, pero desde el punto de vista de imagen desempeño un papel mucho más grande que cualquier otro modelo anterior de Volvo, y muy pocos o ninguno de los modelos posteriores. El Volvo P1800 nació por esa misma razón, para atraer la atención de los transeúntes a los escaparates de Volvo. Un reclamo para las personas que entraban en las exposiciones y salían en un Volvo nuevo. Volvo ya lo había intentado en la década de 1950 con un coche deportivo abierto de dos plazas, con una producción total de sólo 67 coches. “No es un mal coche, pero un mal Volvo” fue la declaración del presidente de Volvo Gunnar Engellau cuando se retiró el modelo del mercado. Sin embargo, sí reconoció la importancia de contar con un modelo de prestigio y emocionante, para aumentar las ventas globales. Fueron pedidas propuestas de diseño a Italia para la ejecución del nuevo coupé deportivo, Helmer Petterson consultor de Volvo, que estaba profundamente involucrado en la planificación del nuevo coche, y coincidiendo que su hijo había llegado con un grado frescura en los estudios de diseño industrial que había realizado en el Instituto Pratt en Nueva York, cuando llegó el momento de dar a conocer las cuatro propuestas a la junta directiva de Volvo en 1957, Helmer coló un quinto diseño de su hijo Pelle, y fue exitosamente la que eligieron todos. Pero las envidias hicieron que este merito no fuera reconocido a su autor real, y de hecho pasaron muchos años hasta ser conocida la verdad y entonces Pelle Petterson recibió el crédito que se merecía por escribir una de las más atractivas historias de cupés deportivos del mundo.

El nuevo deportivo tenía un techo fijo, un cuerpo de acero, una gran cantidad de los componentes mecánicos y el motor B18 de nuevo desarrollo con 100 CV en su versión más deportiva. Tres prototipos fueron construidos por Frua en Turín en 1957-1958, estos coches se utilizaban para una variedad de propósitos; para casos como plantillas para la producción de herramientas de prensa, en una serie de pruebas, en muestras para el trabajo de prensa y publicidad, y mucho más. Los tres han sobrevivido al tiempo y todavía están en funcionamiento. Un P1800 prototipo, fue instalado un motor original 2.5 DOHC de 1.961 litros y cuatro cilindros Aston Martin en la fábrica de Aston con fines de prueba, proyecto que nunca se realizó. Casi 46.000 unidades de su diseñador Pelle Petterson y después famoso marinero regatista fueron producidos en diferentes versiones hasta que la producción terminó en 1973.

Uno de los iconos de la historia, el Volvo P1800 que el actor británico Roger Moore conducía en la serie de televisión “El Santo”. Otro famoso conductor del deportivo P1800 es el estadounidense Irv Gordon de 70 años. Con más de 2.8 millones de millas en su Volvo deportivo rojo de 1966, Gordon afirmaba su objetivo de llegar a tres millones millas antes de cumplir los 73, hecho que lo consagra como un hombre de hierro en la resistencia de la automoción. La historia de Irv Gordon es merecedora también de contar. Gordon, es un profesor de ciencias jubilado de East Patchogue, Nueva York, compró su Volvo en junio de 1966, e inmediatamente se enamoró de el, conducio 1.500 millas en las primeras 48 horas. Con un viaje diario de 125 millas, una dedicación fanática del mantenimiento de vehículos y una pasión por la conducción, Gordon registraba 500.000 millas en 10 años. En 1998, con 1.690.000 millas, entro el Libro Guinness de Récords Mundiales por superar la mayor cantidad de millas conducidas por un solo dueño en un vehículo no comercial. En 2002, llego el Volvo P1800 a los dos millones de millas y era centro de atención de la prensa nacional e internacional en el Times Square. Hoy en día, Gordon rompe su propio récord cada vez que conduce, ya sea a Cincinnati para tomar el café, Rolla (Missouri) para el almuerzo o Green River  (Wyoming), para la cena. Gordon al igual que cualquier poseedor de un importante récord, es consciente de su legado, así como el establecimiento de un récord que nadie puede superar. Y así fue, Irv Gordon alcanzó su meta sobre su P1800 de 1966 superando los 4,8 millones de km. (3 millones de millas), lo que equivale a una distancia de 120 vueltas alrededor del mundo El punto final fue cerca de la aldea de Hope (Esperanza, en inglés), en la carretera de Seward, al sur de Anchorage, en el estado de Alaska; el único estado donde no habían estado juntos Irv y su coche hasta ahora.

“Todo fue bastante emocionante”, dijo Irv, “mientras circulaba mantuve la mirada en el cuentakilómetros para no perder este magnífico momento”. A las 4 de la tarde del 18 de septiembre, el cuentakilómetros lo marcaba, mostrando que Irv y su P1800 habían recorrido la soñada distancia desde años atrás, de los 3 millones de millas.

“Pero no ha sido solo el hecho de llegar a los 3 millones de millas, sino la experiencia que hemos vivido”, continúa Irv, “Nunca tuve el objetivo de alcanzar uno o dos millones de millas, sino que quería conducir y experimentar la vida en mi Volvo”

ESPECIFICACIONES DEL MODELO

Modelo: P1800

Variantes: P1800S, 1800S, 1800E

Producido: 39.414

Carroceria: Coupé de 2 plazas

Motor: 4 cilindros en línea, válvulas en cabeza, 1.778 cc, 84.14 x 80 mm, 100 CV a 5.500 rpm, aumentó en 1968 a 108 CV a 5.800 rpm.

Una versión de 2.0 litros de 1.986 cc (88.9 x 80 mm), de carburación apareció en 1968, seguido de una versión de inyección de combustible en 1969 de 120 CV.

Transmisión: manual de 4 velocidades, manual de 4 velocidades con overdrive o automático de 3 velocidades, todo con una palanca de cambios montada en el suelo.

Frenos: Hidráulicos, discos en la parte delantera y tambores en la parte posterior, los modelos posteriores tenían discos en las cuatro ruedas.

Dimensiones: Longitud total 440 cm, distancia entre ejes 245 cm.

Artículo anterior

35 años del Citroën BX

Siguiente artículo

El Nissan Navara pone rumbo a América para participar en un rally femenino

El autor

Jose Antonio

Jose Antonio

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *