Tecnología

Nissan Teatro for Dayz: Auténtica tecnología móvil para conectarse y compartir

El concept Nissan Teatro for Dayz es una propuesta de Nissan para una nueva generación de clientes que hemos llamado “share natives” una post generación Z, experta en el uso de dispositivos móviles. Para adaptarse a las necesidades de los jóvenes japoneses el Teatro for Dayz ofrece nuevos valores y nuevos usos del vehículo no sólo como elemento de transporte sino como una herramienta de juego, “un lienzo en blanco” para auto-expresarse y conectarse con los amigos.

Pertenece a uno de los segmentos más desconocidos en Europa, el de los KEI cars:

  • Pequeños vehículos que no miden más de 3,4 metros de longitud
  • Llevan pequeños motores de gasolina de poco más 600 cm3.
  • Priorizan el espacio interior, los diseños llamativos y van totalmente equipados
  • Pagan hasta un 50% menos de impuestos
  • Sus ventas durante el pasado año representaron el 41% del total mercado japonés, donde matricularon 2.3 millones de coches

Con el nuevo Nissan Teatro DayZ Nissan ha creado un coche que no sólo sirviera como medio de transporte sino como un dispositivo móvil para divertirse cuando estuviera aparcado. El objetivo es que una nueva generación de clientes cree una nueva variedad de usos con su propia libertad creativa.

Todo su interior se convierte en una gran pantalla lo que permite al cliente configurarla su gusto gracias a la proyección de imágenes. Mediante el acceso a Internet y los dispositivos móviles del usuario, el habitáculo puede presentar diferentes contenidos: El blanco interior puro permite al cliente configurarlo con libertad. Todo el interior, incluido el salpicadero, se transforma en una gran pantalla y puede configurarse al gusto del cliente. Puede conectarse incluso a Internet y a los dispositivos móviles del usuario para una gran variedad de contenidos.

Teatro for Dayz no sólo puede utilizarse como un dispositivo móvil sino que es como una gran batería móvil que proporciona al cliente nuevas maneras de disfrutar del vehículo.

“Creemos que este segmento de población está más interesada en compartir sus experiencias y su información con otros a través de sus dispositivos móviles que en conducir coches. A esta gente a la que llamamos “share natives,” queremos ofrecerle un coche innovador que proporcione nuevas formas de usar un coche y pueda usarse como herramienta de comunicación” ha comentado  Hidemi Sasaki, Director General de Planificación de Producto de Nissan.

El Teatro for Dayz es una combinación de tecnologías móviles nunca imaginada hasta     ahora en un coche. Éstas configuran, junto a la tecnología de coche eléctrico Nissan un   vehículo que representa un nuevo y radical enfoque sobre el modo de uso de los vehículos.

Podemos llamarle vehículo, dispositivo de alta tecnología o estilo de vida del conductor del futuro… Conducir era hasta ahora, un tiempo de desconexión de los amigos.

Tener un coche era una aspiración para todos los niños. Sacarse el carnet de conducir equivalía a entrar en la edad adulta y conducir era un símbolo de libertad que permitía ir donde quisieras, cuando quisieras y a hacer lo que quisieras.

La generación que ha nacido con Internet y que ha crecido utilizando los smartphones y tabletas digitales, tiene, no obstante, otros valores.

Según el Director General de Planificación de Producto de Nissan, Hidemi Sasaki, “La generación que ahora se saca el carnet de conducir lleva toda la vida conectada mediante dispositivos digitales, tiene email y está en las redes sociales. Lo que motiva a estos nativos digitales es capturar experiencias mediante fotos y vídeos y compartirlas. Los amigos, responden con un “me gusta” y las comparten a su vez. Ya no importa si esa experiencia se ha vivido en primera persona o de manera virtual. Lo importante es el proceso para compartirla.”

Sasaki llama a esta generación “nativos del compartir” o share natives en inglés. “Para los share natives, la emoción no está en poseer objetos materiales sino en utilizar esos objetos para conectarse con los amigos y compartir su ocio”.

Para los share natives, los coches están fuera de su idea de vida conectada. Muchos de ellos consideran que conducir es estresante porque sólo pueden compartir sus experiencias con el resto de la gente que les acompaña en el coche. Sasaki explica que: “Lo que los share natives esperan de los coches no es disfrutar de la conducción en un espacio propio y privado sino una manera mejor de conectarse con los amigos y compartir experiencias”.

El coche para los share natives

A través de estudios sobre las nuevas generaciones de clientes, Nissan empezó a crear una imagen simbólica de los share natives.

Amigos que se disfrazan y salen juntos… que hacen fotos de la experiencia y la comparten… que juegan a juegos en línea con otros amigos en un mundo virtual en el que no importa donde se encuentren… que cambian el fondo de escritorio del móvil en un instante… que celebran encuentros en las redes sociales con las fotos de sus amigos.

Sasaki explica que Nissan ha identificado en los share natives algunas ideas comunes relacionadas con los coches. “En primer lugar, tienden a percibir el coche como algo más que un simple medio de transporte. Quieren que el coche sea una herramienta creativa al mismo nivel que un smartphone. No se trata de personalizar el coche. Lo que les interesa es poder modificarlo para que se adapte a su estado de ánimo. Los share natives usarán su coche de maneras que hasta hora jamás hemos imaginado. Por este motivo creemos que, desde el punto de vista del diseño, el coche debe de convertirse en un lienzo en blanco para que puedan dar rienda suelta a su inspiración.”

Los estudios de Nissan indican que los share natives elegirán coches pequeños. “Por su tamaño, los coches pequeños les recuerdan a los dispositivos portátiles que guardan en sus bolsillos” explica Sasaki. “La tecnología de los EV (coches eléctricos) es perfecta para esta generación. Los share natives están acostumbrados a recargar sus dispositivos en casa de manera que los EV se adaptan mejor a su estilo de vida que los coches que precisan visitar regularmente las gasolineras.” Con una autonomía amplia para moverse regularmente, el Teatro for Dayz puede utilizarse como una batería portátil gigante con la que se podrán recargar todos los dispositivos en cualquier lugar.

Al combinar todas las observaciones de los share natives, sus intereses y su estilo de vida con las tecnologías más potentes de Nissan en el campo de los EV y aplicar las ideas de la marca sobre la futura evolución de la tecnología automovilística, se ha desarrollado el primer coche para una nueva generación de conductores: el Teatro for Dayz.

Teatro for Dayz — Inspirado en los share natives

Desde un punto de vista de diseño, tanto interior como exterior, el Teatro for Dayz es muy simple: se trata de un lienzo limpio. Cuando el coche está en marcha aparecen los instrumentos de control en un panel blanco pero cuando está aparcado, el Teatro for Dayz se transforma en un dispositivo completamente nuevo. Todo el interior, incluyendo el salpicadero, se transforma en una pantalla perfecta para una generación que adora la conectividad.

Teatro viene de la palabra italiana que tiene el mismo significado que en español. Es fácil imaginar a los share natives convirtiendo el Teatro for Dayz en el centro de un festival al aire libre o en la plataforma para embarcarse en un nuevo y divertido juego digital con un sonido de máxima calidad.

Los share natives pueden cambiar el diseño interior del Teatro for Dayz adecuando el aspecto a la estación del año, al tiempo o, simplemente al pulso del día. Algunos decidirán compartir imágenes de ensueño con sus amigos más íntimos. Otros lo decorarán para una fiesta online y compartirán ese momento con sus conocidos.

El exterior liso del Teatro for Dayz es también un lienzo para plasmar en él cualquier idea. Gracias a las pantallas de LED puede transmitir numerosas expresiones. Todas las experiencias dentro o en los alrededores del vehículo pueden compartirse de inmediato mediante una cámara instalada a bordo. Además, la batería del coche permite cargar todo tipo de dispositivos.

Una interface sin restricciones

El interface que usa el Teatro for Dayz está basado en la libertad de acción. Cuando el coche no está en marcha, lo único que ve el conductor desde su asiento es un volante y los pedales del acelerador y el freno. Cuando la información se muestra en el salpicadero, el conductor puede ajustar libremente la posición de los instrumentos, indicadores de nivel e información del navegador en la pantalla de la instrumentación. Asimismo, puede eliminar la información que no le interese.

El color blanco sólido del interior sugiere las miles de posibilidades de la pantalla. Puesto que la tecnología evoluciona y los share natives contribuyen a ello con sus ideas y sus impresiones, la variedad de formas en que los nativos digitales podrán utilizar el interior del coche no dejará de incrementarse.

El Teatro for Dayz abre una nueva perspectiva en la interpretación de los coches.

Artículo anterior

ŠKODA celebra el 110 aniversario del inicio de producción de vehículos

Siguiente artículo

El motor diésel, un futuro incierto

El autor

Jose Antonio

Jose Antonio

Sin comentarios

Deja una respuesta